Cómo formatear un ordenador: todos los pasos a dar

Cómo formatear un ordenador

Si tienes un ordenador y has notado que va raro, seguro que más de un amigo o familiar te ha dicho que una solución que puede tener es la de formatearlo. Pero cuando has mirado cómo formatear un ordenador has pensado que es demasiado difícil, o que puedes cargarte algo que no debes.

Bueno, en este caso no vas a tener problema porque te vamos a dar, paso por paso, todo lo que tienes que hacer. Y ya sea Windows, Linux o cualquier otro sistema operativo, vas a saber ir poco a poco. A veces el miedo se pierde haciendo lo que nos da miedo. Así que, ¿empezamos?

Paso previo: tener todo listo

Cómo formatear un PC

A la hora de formatear un ordenador, debes tener en cuenta que hablamos de perder la información que se tiene en el disco duro, así como los programas. Así que antes de ponerte a hacerlo, te recomendamos que hagas otras cosas.

Por ejemplo:

Coge un papel y un bolígrafo y anota todos los programas que tienes instalados y que quieras tener en el ordenador una vez termines de formatearlo y de instalar el sistema operativo que hayas decidido ponerte.

Eso sí, es importante que, si vas a cambiar de sistema operativo, por ejemplo vas a pasar de Windows a Linux, no todos los programas que tengas van a funcionar en el nuevo sistema operativo. En Linux hay un programa que emula Windows, pero no funciona demasiado bien. Así que has de tomar la decisión de si seguir con el mismo o cambiar.

Coge un disco duro externo y guarda toda la información que haya en tu ordenador. Esto es muy importante porque necesitas una copia de seguridad por lo que pueda pasar. Además, un formateo «de verdad» hará que esos datos se pierdan y que el PC empiece de cero, así que no está de más tener esa copia. Concretamente nos referimos a lo que tengas en Descargas, Mis imágenes, Mis documentos, y en muchas otras carpetas que hayas creado. Todo lo que hubieras metido desde que lo encendiste por primera vez.

Ten a mano el programa del sistema operativo que vas a utilizar. Ya sea Windows, Linux… necesitas tenerlo a mano para que, una vez acabe el formateo, puedas darle sentido a tu ordenador con un sistema. Cuando se formatea se pierde todo y el ordenador digamos que vuelve a ser «virgen» para instalarle lo que tu quieras, pero has de empezar por el sistema bajo el que funcionará.

El primer paso para formatear un ordenador

movil y portatil

Ahora que tienes todo para empezar, es hora de dar el primer paso, y quizás el más complicado, porque no tiene mucha vuelta atrás, aunque en realidad sí que podrías cancelarlo si algo va mal.

Verás, lo primero que necesitas es meter el cd de instalación del sistema operativo que vas a ponerle (o un USB booteable). Ahora, sin hacer nada, apaga el ordenador.

Dale a encender y pulsa F1, F2, F8, F9, F11 o F12. Cada ordenador tiene una tecla concreta para que entre en el Menú BOOT. Normalmente, cuando enciendes, y durante unos segundos, te dice la tecla que debes pulsar (suele ser una de las que te hemos dejado un poco más arriba). A veces has de pulsarla y mantenerla pulsada unos segundos hasta que aparece el menú.

¿Y qué hace este Menú? Para nosotros es importante porque aquí le vamos a decir que, en lugar de que arranque leyendo primero el disco duro, que es donde está el sistema operativo que queremos formatear, lo haga leyendo la unidad de C o bien el USB. De esta forma, al reiniciarlo, empezará primero por leer este y se iniciará el proceso de formateo e instalación del sistema nuevo.

La primera decisión al formatear

Una vez actúe el cd o el USB; vas a tener dos opciones en la instalación: personalizada o avanzada.

Además, te mostrará los discos duros instalados y las particiones de estos. Es decir, habrá un disco C: (que es el que tiene el sistema operativo y casi siempre los datos que has ido descargando y guardando), un disco D: que puede ser partición del C o uno individual…

Nuestra recomendación es que formatees el disco C: y solo si estás seguro de que tienes toda la información del D: y de los demás (que no sean externos), los borres para tener un sistema limpio por completo.

Configurando tu nuevo disco

Cuando le digas que elimine todo, te va a quedar solo un disco duro. Y ahí deberás darle a Nuevo. En Tamaño, puedes dejarlo igual y aplicar.

Es posible que te salga una ventana con una advertencia. En principio es normal y deberás darle a aceptar (te informa de lo que estás a punto de hacer). Y entonces te encontrarás con dos particiones. Escoge la de tamaño mejor y dale a Siguiente.

Formateando, formateando, formateando

codigo de programacion

En este punto tus nervios pueden estar a flor de piel, y no es para menos. Pero si encima el ordenador empieza a reiniciarse varias veces ya pensarás que has hecho algo mal. Pero no, es el procedimiento habitual.

Tú solo tienes que esperar hasta que te salga una nueva pantalla en la que configurar el ordenador de nuevas.

Hora de configurar

Cuando termine de formatear, lo normal es que se inicie el proceso de instalación del nuevo sistema operativo (el que tengas en el CD o USB que estás usando). Por ello, el primer paso será seleccionar el país, región, idioma…

Son preguntas fáciles que no tendrás ningún problema en responder. Así que ve sin miedo.

Todo esto le servirá al sistema operativo para acabar de instalarse, algo que dependiendo de cuál sea tardará más tiempo o menos tiempo. Para que te hagas una idea, Windows puede tardar entre 1 y 2 horas mientras que Linux suele hacerse en 30 minutos, 45 como mucho.

Fin del formateo y la instalación

Desde el mismo momento en que comienza a instalarse el sistema operativo el formateo ha finalizado y lo que hace es volcar los datos del programa.

Cuando la instalación acaba, ya tienes tu nuevo ordenador, totalmente limpio y libre de virus y otros problemas que pudieras tener (relacionados con lo que te hubieras descargado). Estará vacío de los programas, drivers, controladores, etc. así que necesitarás instalar uno a uno todos los programas que tuvieras.

Y sí, sentimos decirlo pero eso es una tarea manual que tendrás que llevar a cabo.

Metiendo los datos que tenías

Por último, una vez tienes los programas y tu ordenador ya empieza a ser tu ordenador, puedes meterle los datos que has salvado en el disco externo para tenerlos todos de nuevo.

Ahora bien, si alguno de ellos tenía un virus, en el momento en que lo pongas en el ordenador y lo abras puedes volver a desatarlo en el PC, lo que implicaría que nada de lo que has hecho funcionaría.

Antes de hacerlo te recomendamos que les pases un par de programas de antivirus por si acaso hubiera alguno que tuviera problemas.

Ya sabes cómo formatear un ordenador. ¿Te animarías a hacerlo tú solo?


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Actualidad Blog
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.