Disco duro no aparece ¿Qué hacer? Soluciones

Si trabajar o utilizar computadoras de manera frecuente probablemente alguna vez te haya pasado que uno de tus discos duros no aparece aun cuando está bien conectado. Esto supone un gran problema para muchos, mientras que para otros la solución definitiva está en una serie de procedimientos que aquí te mostraremos. En este breve artículo te vamos a explicar qué en caso si un disco duro no aparece o no lo reconoce tu PC y las soluciones que hay actualmente.

disco duro no aparece

Disco duro no aparece: causas y soluciones disponibles

Tal como lo mencionamos antes, este es un problema que se le ha presentado a casi cualquier usuario, ya sea porque haya formateado mal un disco duro o porque no le haya asignado una letra. Sin embargo, eso no significa que el disco duro ha desaparecido o se ha dañado por completo, pues para eso vamos a mostrarte una serie de soluciones muy útiles para resolver dicho inconveniente de que el disco duro no aparece, ya sea uno interno o externo.

Por su puesto que para esto es necesario realizar un procedimiento que cosas de pasos básicos hasta algunos más avanzados y por ello que empezaremos desde lo más sencillo.

Comprobar que el disco duro se encuentre bien conectado

El primer paso o la primera solución que se puede intentar es, por así decirlo, la más lógica y sencilla, es un método casero y su objetivo es comprobar que el sistema reconozca que hay un disco duro conectado, o que el disco duro que no aparece esté conectado. Para esto no es necesario que se destape la caja o el portátil, por el momento, primero hay que acceder a la BIOS para comprobar si lo está reconociendo o no.

disco duro no aparece

  • Es importante tener en cuenta que este primer método solo es aplicable para discos duros internos, si es externo y el disco duro no aparece esto no va a servir, pues para ello hay otra solución diferente que mostraremos más adelante.

Para la comprobación del disco desde la BIOS sigamos los siguientes pasos:

  • Enciendo el equipo, espera a que aparezca el logo del fabricante o la placa base.
  • Una vez salga el logo, debes presionar rápidamente la tecla que aparece en la pantalla para acceder al BIOS. En caso de no aparecer ninguna o no sepas cuál es, en la mayoría de los casos es la tecla “Supr” o “F9”. En equipos de escritorio la tecla correspondiente siempre va a aparecer en pantalla, mientras que para el caso de las laptops, puedes consultar en internet acerca del modelo que tienes, pues en estas las teclas suelen variar mucho.
  • Al lograr entrar en el BIOS del PC, se debe buscar una sección que diga “System info”, “Hardware monitor”, o similar. En ocasiones no funcionará ir al apartado de “boot” porque identificará el disco duro formateado, por lo que no va a mostrar el disco duro que tampoco aparece en Windows.
  • En ciertas BIOS (MSI), se puede ver una ilustración de la placa base vista desde afuera, y sirve para ver los dispositivos que hay conectados en ese momento como, CPU, GPU, conexiones SATA, entre otros. Esta función es perfecta para casos como cuando el disco duro no aparece.
  • Un claro ejemplo son algunas de las placas ASUS, en donde se puede ir a la pestaña de “advanced” y desde allí acceder a HDD/SSD SMART Information.

disco duro no aparece

Alternativa al BIOS

Para quienes no quiera acceder al BIOS de su equipo se encuentra disponible un método sencillo a través de un ligero programa.

  • Para ello es necesario descargar el programa llamado CrsyalDisinfo desde aquí.
  • Una vez descargado e instalado solo hay que abrirlo para ver el programa puede reconocer todos los discos duros conectados al ordenador.

Si el disco duro aparece, quiere decir que está conectado y que no está apareciendo en el sistema debido a que Windows no lo reconoce por algún motivo de software. Esto será una gran noticia en estos casos.

Pero si el disco duro no aparece tampoco al utilizar este programa, entonces es necesario proceder con los siguientes métodos

Administrador de discos: Volumen simple

Un detalle que hay que tener en cuenta sin importar la situación o el estado del disco, es que un disco duro no va a desaparecer así por así, es posible que solo requiera de un volumen simple, es decir, asignarle un sistema de archivos y una letra. Para esta solución es necesario acceder al administrador de discos para comprobar que el disco duro sea detectado por Windows.

Es mucho mejor si no se tienen datos importantes dentro del disco duro, pues por desgracia todo debe ser borrado. Básicamente, el disco duro que no aparece debe aparecer con una franja de color negro. Para ir al administrador de discos solo hay que seguir las indicaciones a continuación:

  • Primero hay que abrir el Menú de inicio y allí buscar “administrador de discos. Luego abrir y ejecutar la opción de “Crear y formatear particiones de disco duro”.

  • Luego vas a poder ver que te aparecen los discos duros que se encuentran conectados al ordenador, ya sean internos, HDD externos, pendrives, DVD, entre otros.
  • Aquí, el disco duro que no aparece en Windows estará ilustrado con una franja de color negro. Esto sucede debido a que el volumen no está formateado y tampoco tiene una legra asignada.
  • Luego hay que dar clic derecho en donde dice “No asignado” (asegurándose de que sea sobre el disco duro que está dando problemas) y luego darle a “Nuevo volumen simple”.

  • Acto seguido debemos colocarle el nombre que llevara el volumen, asignarle la letra que tendrá (cualquiera que no esté en uso) y el sistema de archivos (NTFS es el más recomendable).

  • Por último hay que presionar en “siguiente > siguiente” para finalizar el proceso.

De esta manera podemos comprobar que el disco duro ya estará disponible.

Detalle extra:

Lo más posible es que se tenga que inicializar el disco duro desde el mismo administrador de discos. Esto sucede cuando aparece un icono del lado derecho del disco duro (donde están las franjas).

En cuando al motivo de que un disco duro no aparece, esto se puede deber una gran cantidad de motivos. Si no se ha hecho ningún cambio drástico en la unidad, lo que primero se puede pensar es analizarlo con el programa CrystalDiskInfo para comprobar el estado de salud del disco. Esto es un paso importante, ya que mostraría resultados importantes para saber si el disco duro se encuentra, bien, en riego o dañado.

¿Qué hacer si no aparece por ningún lado?

Existen casos en donde a pesar de buscar por todos lados, ni siquiera el disco duro interno no aparece en el administrador de dispositivos, en este caso, lo más recomendable es destapar el equipo para revisar que el disco duro está conectado a la placa base correctamente. A pesar de que es una solución un poco laboriosa que la mayoría evitaría, es lo único que queda en un caso como este.

Si el disco duro está bien conectado, lo primero es cambiar el puerto SATA de la placa base al que se encuentra conectado el disco duro. Es posible que esa sea la causa del problema.

Para unidades externas – actualizar drivers

Anteriormente mencionamos que hay otra solución ideal para todos aquellos discos duros que sea externos o portátil. Esto se debe a que la unidad se conecta a través de USB, por lo que esta conexión puede estar dando fallas. Por lo tanto, el problema sería que el equipo reconozca la conexión, pero no muestra la unidad.

Antes de todo, hay que tener presente que se puede probar ese disco duro externo que no aparece en cualquier otro equipo y comprobar que el problema sea o no el cable, ni este en el HDD externo o pendrive. También se puede probar en todos los puertos USB que estén disponibles, de manera que se logre comprobar que no sea un fallo general, sino que es uno individualizado en ese puerto.

Para ejecutar esta solución, es necesario acudir al administrador de dispositivos y se hace de la siguiente manera:

  • Primero se abre el menú de Inicio y allí se escribe “administrador de dispositivos”.

  • Al aparecer lo abrirmos y una vez dentro de él vamos a “unidades de disco” y allí desplegamos el menú para ver las unidades que están conectadas.
  • Si se logra encontrar el disco duro externo allí, hay que dar clic derecho sobre él y dar en Actualizar el controlador.
  • Si no aparece en el apartado de disco duro externo, hay que buscar en “Controladores de bus serie universal”, debido a que el HDD o pendrive va conectado vía USB. Lo deberíamos encontrar con una interrogante o un triángulo de advertencia. Aquí también daremos clic derecho sobre él y luego en Actualizar el controlador.

Si por algún motivo esto no funciona, tenemos la opción de desinstalar el dispositivo, reiniciar el PC y esperar a que Windows instale los controladores del HDD una vez que inicie la sesión.

Alternativa

En esta sección queremos mostrarte otro método disponible para realizar el mismo proceso de actualizar el controlador del dispositivo. Los pasos a seguir son los siguientes:

  • Primero abrimos el menú de Inicio y allí escribimos “Panel de control”.

  • Una vez dentro del panel de control, lo mejor es poner la vista en Iconos pequeños.
  • Luego nos ubicamos en donde dice “Dispositivos e impresoras”. En esta sección debe aparecernos todos los dispositivos incluyendo las impresoras o dispositivos de red.
  • Lo más seguro es que nuestro disco duro o pendrive aparezca más abajo, por lo que solo hay que bajar con la rueda del ratón.
  • Aquí prácticamente vas a hacer lo mismo, actualizar el controlador automáticamente y esperar a que Windows solucione el problema.

Deshabilitar la supleción selectiva por USB

La solución que viene ahora es dedicada especialmente para equipos portátiles, debido a que son los equipos más influenciados por los perfiles de energía de Windows. Elegir un perfil “optimizado” o “economizador” puede hacer la diferencia, pues hará que se suspendan muchas funciones que se ejecutan en segundo plano y que son de muy poca utilidad para los usuarios.

Una de estas funciones a desactivar es la suspensión selectiva del USB, lo que puede causar problemas con la detección de discos externos o pendrives. Para ello hay que seguir las indicaciones a continuación:

  • Primero abrimos el Panel de Control y allí seleccionamos el apartado de “Opciones de energía”.

  • Luego, damos clic derecho en donde dice “Cambiar la configuración del plan”, únicamente en el plan que se está utilizando en ese momento.
  • Dentro del plan hay que presionar en “Cambiar la configuración avanzada del plan”. Entonces se va a abrir la siguiente ventana.

  • Allí debemos Deshabilitar la configuración de suspensión selectiva de USB y luego darle en aceptar.

Hecho esto, faltan unos pasos más para terminar.

  • Ahora nos vamos a inicio y desde allí abrimos el administrador de dispositivos, dentro de este apartado damos clic derecho en cada USB y luego en propiedades.
  • Luego nos situamos en la pestaña de “administración de energía” y allí desmarcamos la opción que dice “permitir que el equipo apague este dispositivo para ahorrar energía”.

  • Por último, solo damos clic en aceptar y habremos terminado.

Con Diskpart

El método que se ejecuta a través de Diskpart es una solución de mucha utilidad cuando no nos ha servido nada de lo que hemos intentado antes, en especial si hemos tenido problemas para formatear la unidad desde el administrador de discos.

Para esto, tenemos que abrir la consola de Windows. En donde se pueden colocar cualquier cantidad de comandos básicos y avanzados, pero en este caso usaremos uno muy sencillo que nos va a ayudar mucho. Los pasos son los siguientes:

  • Nos vamos a Inicio y allí escribimos “CMD” o “”Símbolo de sistema”.
  • Abrimos la aplicación sin importar que sea o no como adminsitrador.
  • Una vez abierta la pestaña de CMD escribimos el siguiente comando: diskpart y pulsamos la tecla Enter.
  • veremos que se abre una ventana con la raíz de Diskpart.

  • Ahora, para ver la lista de unidades detectadas por Windows escribimos el siguiente comando: list disk y damos Enter otra vez.

  • Aquí vamos a poder ver los discos duros que hay, su capacidad, el espacio que tienen disponible y otros detalles. En este caso, lo que nos interesa es que el disco del problema aparezca para poder seleccionarlo (es necesario saber la capacidad cuando el disco duro no aparece).
  • Para seleccionar el disco duro que nos interesa colocamos lo siguiente en esa misma ventana: select disk “seguido del número del disco que queremos escoger”.
  • Colocamos el número del disco sin las comillas y nos va a salir un mensaje que dice “El disco x es ahora el disco seleccionado”.
  • Hecho esto vamos a borrar todo el contenido del disco duro. Con el disco duro elegido vamos a escribir lo siguiente: clean y damos Enter.
  • Al ejecutar el comando debemos esperar unos segundos y se habrá limpiado el disco duro por completo, hecho esto el problema debería haberse solucionado.

Y hasta aquí el artículo del día de hoy, esperamos que las soluciones aquí mostradas te sean de gran ayuda y problemas como porque no aparece mi disco duro externo en mi PC no sean un quebradero de cabeza. Si te ha gustado te invitamos a leer cualquiera de los que te compartimos a continuación:

Conoce las mejores herramientas para comprobar el estado de un disco duro.

Te mostramos cómo puedes arrancar un PC desde USB paso a paso.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Actualidad Blog
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.